Se fue la infancia seca y agria sin lactancia,

Se marchó la soledad entre paredes rezadas,

Se liberó la libertad para dar sus pisadas

Y fueron varios tropiezos en la vida… sin importancia.

Se convirtió en enseñanzas para labranza de semilla.

El ímpetu mantuvo una cordura obligada con comillas

Para una madurez con alegría y luchas en una vida sencilla,

En un rápido o lento reloj que gira cada segundo manecillas.

Se marchó el lamento y el tormento

De ese desamparo no deseado,

Que ahora dicta mi vida cubierto y enamorado

Que pinta de sonrisas este cuento.

Un libro lleno de folios con más de un tercio escrito,

Donde se hace una pluma con su tinta por delito

Pues desea con deseo llenar paginas de placeres,

Mientras mis ojos en presente y aconteceres

Dan gracias por enlazar amaneceres.

 

Anuncios

11 comentarios en “Seguir amaneciendo

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s